A lo siguiente no lo podemos llamar bokeh exactamente, aunque por definición se trata de un desenfoque normal y corriente.

Usualmente se emplea el término bokeh cuando empleamos el control de la profundidad de campo para producir “desenfoques bonitos en la parte trasera” de nuestra fotografía.

En la siguiente fotografía no he utilizado para nada la profundidad de campo. Sólo he enfocado lo más cerca que me dejaba la cámara sobre uno de los objetos que tenía delante (un taxi) y luego cambié el objetivo a modo manual. Ahora ya, desactivado el enfoque automático, sólo tenemos que variar el zoom y anillo de enfoque de nuestra cámara para obtener este bonito efecto de las luces de la ciudad.

CityLightsII Luces de ciudad. Simulando bokeh